Recetas para celebrar el Día Internacional de la Comida Cruda

 Compartimos unas recetas prácticas para conmemorar la alimentación Raw food o también conocida como Comida Cruda

 

Hoy sábado 28 de agosto se celebra el Día Internacional de la Comida Cruda, un concepto gastronómico que está cobrando cada vez más adeptos por sus beneficios. Esta alimentación consiste en preparar platos a base de frutas, germinados, semillas, verduras y zumos sin cocción. Aunque, también se debe tener en cuenta que una parte de esta alimentación puede ser cocinada a menos de 40 grados; ya que sus creadores aseguran que al cocinar los alimentos a más de 44 grados pierden la mayoría de sus nutrientes.

 

Las ventajas de este tipo de alimentación son ilimitadas, ya que ayuda a conectar las personas con la naturaleza, convierte más consciente los alimentos que se ingieren, lo que se reflejará en nuestro exterior potenciando nuestros niveles de energía, nos ayuda a fortalecer el sistema inmune, a mejorar la piel, entre otros beneficios.

Por esto y muchas otras razones, compartimos unas recetas fáciles para ponernos el delantal y disfrutar de su rapidez, sabor y propiedades.

 

  • Ensalada de Garbanzos

Se cortan tomates cherry de tres variedades para aportar colores, unos rabanitos, ½ cebolla morada, aceitunas negras, un apio. Luego se añade ventresca de atún y garbanzos; se mezclan bien todos los ingredientes y se aliña con vinagre de manzana, aceite de oliva, una cucharada de mostaza de Dijon, una cucharada de miel, sal y pimienta al gusto.

  • Tartar de salmón con aguacate

 

Cortar el salmón fresco sin piel en dados pequeños, añadir media challota, alcaparras, cilantro, y aguacate todo bien picado. Para el aliño mezclar el zumo de un limón, con unas cucharas de aceite de oliva, sal y pimienta al gusto. Finalmente, se guarda unos minutos en la nevera, y la hora de servir colocarlo en el plato con un molde y decorar con unas semillas de sésamo.

 

  • Bolitas de chocolate

 

Mezclar 1 taza de crema de cacahuete o almendras, 2 cucharadas de cacao en polvo, ½ taza de harina de almendras o de avena, trozos pequeños de frutos secos, y chispas de chocolate a gusto, se mezclan bien todos los ingredientes hasta que estén todos incorporados, luego con la mano se hacen la forma de bolitas, y se añaden en una bandeja para reservar en el refrigerador unas horas y listo ¡Perfecto para merendar!